Yogures: cuál elegí?

image

 

Como ya os he ido contando varios días, a mi peque parece que le gusta bastante el yogur! No fui yo la que se lo ofrecí expresamente, pero vio a su padre comiéndolo y fue a pedirle. Y ya se ha vuelto costumbre.


No tengo nada en contra de los yogures, pero como normalmente no los como, por eso no se los había ofrecido. Los ha probado por primera vez con 12 meses.

Os cuento lo que suelen recomendar: que sea de leche entera (no desnatado), porque necesitan la grasa, y que sea yogur natural, el más simple, sin azúcar. Sobre la edad para introducirlo, mi pediatra me dió luz verde a los 11 meses, después de pasar por una intolerancia a la proteína de leche de vaca.

Entonces, visto que el peque le pide siempre yogur a su padre, decidimos buscar uno que fuera más apto para él y que pudieran compartir.

A mi marido le encantan los yogures, de todos los tipos, pero la verdad es que el yogur natural… Si hace falta se lo come, pero prefiere otros. Así que el otro día en el supermercado estuve comparando varios hasta que encontré uno que me convenció.

Primero, al igual que con las galletas, descarté los yogures para bebés y niños. Ya os imaginaréis por qué. Descarté también los desnatados.

Os pongo datos de las etiquetas. Sólo miré los del supermercado DIA. Pongo las cantidades por cada 100g, que es como se puede comparar.

– Iogolino: 8,5g de azúcares. 0,1g de sal. 3,1g de grasas, 2g saturadas.

– Danonino (petit dino): 13,3g de azúcares. 0,09g de sal. 2,5g de grasas, 1,5g saturadas.

– Maxi Petit, marca DIA: 13,3g de azúcares. 0,08g de sal. 2,7g de grasas, 1,8g saturadas.

– Yogur natural, marca DIA: 4,7g de azúcares. 0,10g de sal. 2,5g de grasas, 1,6g saturadas.

– Yogur natural azucarado, marca DIA: 15,4 g de azúcares. 0,13g de sal. 2,4g de grasas, 1,6g saturadas.

– Yogur natural con azúcar de caña, marca Reina: 6,5g de azúcares. 0,1g de sal. 2,5g de grasas, 1,1 saturadas.

Adivináis cuál elegí? 🙂

El de la marca Reina me pareció aceptable para lo que yo buscaba, y fue el que me llevé. Un yogur natural, con un poco de azúcar, para que le guste a papá y sea más apto para el peque. Si os fijáis, tiene menos de 2g de azúcar más que el yogur natural marca DIA. La cantidad de grasas y sal era prácticamente la misma para todos los que miré.

La lista de ingredientes del que elegí también me convenció más.

“Leche entera, leche en polvo desnatada, azúcar de caña (8%), leche en polvo y fermentos lácteos”. Natural con azúcar de caña de Reina.

VS

“Leche fermentada (91,6%), azúcar, almidón modificado de maíz, proteínas de leche, espesantes (pectina), aroma natural, citrato de magnesio, concentrado de sales minerales lácteas y sulfato de zinc”. Iogolino de Nestlé.

VS

“Leche, azúcar, fructosa, almidón modificado de tapioca, sales de calcio, aroma, colorantes naturales (carmín y concentrado de zanahoria), fermentos lácticos y vitamina D”. Danonino Petit Dino.

Por el tema de “azúcar de caña”, tampoco penséis que es mejor. Es azúcar al fin y al cabo, así que hay que mirar la cantidad total de azúcares en la tabla nutricional.

La única pega que le veo es el tamaño, que el que encontré es un envase grande de 500gr. Aunque en nuestro caso no importa mucho, porque vuela!

Luego el otro día también compré unos en Lidl, natural con azúcar de caña (que tenía un poco más de azúcares que éste), y otro ecológico sin azúcar, pero ese todavía tiene que probarlo el papi para ver si le gusta 😉
image

2 comentarios en “Yogures: cuál elegí?”

  1. Con todos los respetos… Dar productos lacteos que contienen caseina que se ha demostrado ser un cancerigeno… Si haces la comparativa de yogures para buscar el “más saludable” quizás la opción más saludable sea no darle ninguno. Estaría bien informarse antes de recomendar según que productos. Saludos

  2. Hola Álex! Gracias por tu mensaje 😉 En este caso el post no va tanto de ver cuál es más saludable, sino cuál es el más apto para bebés a partir de un año. La respuesta es el yogur natural, sin azúcar. Los bebés que no toman pecho deben seguir tomando lácteos al menos hasta los dos años. Un saludo!

Deja un comentario