“El BLW es para madres que no trabajan”

“El BLW es para madres que no trabajan”

Hoy me gustaría hacer una reflexión sobre la frase que da título a este post. ¿Es el BLW solo para madres que no trabajan? Hay quien piensa que sí. Yo quiero matizar algunas cosas.

De primeras, me chocó que se diga que es para “madres”. La alimentación complementaria de los más pequeños de la casa no es algo que debería depender solo y exclusivamente de la mamá (hablo de ofrecerle cosas distintas a la leche). Es tarea de ambos progenitores. Pero la realidad es que tengo la impresión de que esta tarea recae, en la mayoría de los casos (de parejas de distinto sexo), en las mamás. Para no quedarme con la duda, estoy preparando una encuesta anónima sobre ello, que ya os compartiré y os agradecería mucho si participáis.

Dejando a un lado el tema de “madres”, la frase podría quedar en “El BLW es para familias donde uno de los progenitores no trabaja”. (Refiriéndonos a trabajar fuera de casa, ya que estar en casa con los peques también es un trabajo). ¿Es esto así? Os cuento mi experiencia.

Cuando empezamos la alimentación complementaria de mi hijo mayor (4 años y medio), yo no trabajaba. Tenía mucho tiempo para preparar la comida, experimentar con recetas, ofrecérselas y dejarle que hiciera y deshiciera con ellas, el tiempo que quisiera. Como ya sabéis, hicimos BLW y en esa época fue además cuando nació este blog. Tampoco conocía los inventos que hay hoy en día y que ahorran tiempo de limpieza cuando se hace blw, y vivía con la fregona en la mano, la verdad (aunque para mí el que se ensuciara más nunca supuso un problema). Sí que es verdad que le dedicaba bastante tiempo. ¿Pero era necesario? Es decir, si hubiera tenido menos tiempo, está claro que no lo hubiera podido hacer igual, pero eso no quiere decir que no lo hubiera podido hacer.

Y ahora os cuento mi segunda experiencia con el BLW. Mientras estaba embarazada de la pequeña, empecé a volver al trabajo (como autónoma) poco a poco. Cuando nació, estuve un año con los dos peques en casa, ya que el mayor aún no iba al cole. Todo era bastante caótico, ya no tenía tiempo para casi nada aparte de atenderlos a los dos, menos para estar tanto tiempo en la cocina. A ello sumamos que justo cuando empezó la alimentación complementaria de la pequeña, empecé con la tienda online. Trabajar desde casa tiene muchas ventajas (y también muchos inconvenientes), y una de ellas era que podía seguir estando presente con mis peques a la hora de comer. Esta tarea fue casi al 100% mía, ya que era la que estaba siempre con ellos a esas horas. Evidentemente, el tiempo no me sobraba. ¿Qué hice diferente? Adaptar al 100% lo que comíamos en casa a la pequeña. Comía lo mismo que nosotros, con algunas modificaciones y evitando algunos ingredientes. Sin muchas recetas especiales. Pude hacerlo sin ningún tipo de problema, y es más, para mí fue muy fácil, teniendo dos peques, el no tener que preparar dos comidas diferentes, y el que pudiéramos comer todos a la vez. El tiempo de limpieza me lo ahorré en gran parte gracias al Tidy Tot.

Babero con bandeja Tidy Tot – Aplicando BLW Tienda Online

Pero está claro que mi situación no es la de muchas familias, en las que los dos progenitores trabajan fuera de casa, y el bebé tiene que quedarse a cargo de otra persona (familiar o escuela infantil). En ese caso, ¿habría que renunciar al BLW? Si no quieres, TAMPOCO. En estos casos, también puede hacerse. ¿Cómo? Hace poco escribí un post hablando sobre ello: ¿Qué hacer cuando quieres hacer BLW, pero tienes que dejar a tu peque en la escuela infantil o con otro cuidador?, pero os lo resumo:

  • Puedes enseñar, si no sabe, a la persona que se quede a cargo del bebé sobre qué y cómo le puede ofrecer, o dejarle la comida preparada. No tengas miedo de proponerlo. A veces nos imponemos nosotros mismos el NO, sin preguntar. Puedes optar porque en vuestra ausencia, se le ofrezcan solo cosas que ya ha probado antes con vosotros, y que sean cosas fáciles de gestionar.
  • Si coincides con tu bebé a la hora de tu comida, y está despierto y le apetece, aunque ya haya comido y tengas poco tiempo, puedes ofrecerle algo para que te acompañe en ese momento.
  • Si esa persona a cargo no se atreve a darle sólidos porque le da miedo, tampoco pasa nada. Podéis hacer un BLW mixto. Al bebé se le ofrecerán purés cuando no esté con vosotros, y cuando estéis en familia, podéis aprovechar para ofrecerle alimentos enteros (cenas, meriendas, fines de semana…). De esta forma el bebé podrá tener la oportunidad de probar diferentes texturas y será también beneficioso para él o ella. No serán las mismas oportunidades que las que tiene un bebé que hace BLW al 100%, pero NO PASA NADA.

Nada es blanco o negro. Hay muchas escalas de grises, y cada familia puede adaptarse a lo que mejor le convenga. Solo hay que tener ganas de hacerlo y estar abiertos a buscar alternativas.

¿De verdad requiere mucho más tiempo el BLW que la alimentación complementaria tradicional?Realmente, mi opinión es que no. Es más, ahorra tiempo, ya que no tenemos que preparar comidas aparte para el bebé. Igual en el momento de ofrecérsela, calentarla si está en la nevera, sentarlo y dárselo, para después comer nosotros, cuando podríamos estar comiendo todos a la vez, compartiendo el momento de la comida y que el bebé aprenda de lo que ve. Y no solo eso, la independencia que tienen luego cuando crecen, también se agradece mucho.


¿Qué opinas sobre este post? ¡Estaré encantada de leer tu comentario!

Si quieres saber más sobre cómo y cuando ofrecer alimentos sólidos a tu bebé, te espero en mi taller online de Baby Led Weaning 🙂

Besos,

Adriana.

5 comentarios en ““El BLW es para madres que no trabajan””

  1. No se trata de tiempo, se trata de que al dejar a tu bebé con otro cuidador no siempre están dispuestos a hacer BLW. En caso de un familiar por desconocimiento, falta de información, miedos, etc. y en caso de un centro a veces por lo mismo, y también porque ofrecen lo mismo a todos los niños y lo histórico son los purés 🤷🏻‍♀️

  2. Yo creo que el kit de la cuestión es si te gusta o no cocinar. Para mí pasar a la alimentación complementaria sea en forma de purés como blw me cuesta la vida. Me encantaría que me encantara cocinar, pero no es mi caso y aunque me gusta mucho el blw y sus beneficios, al trabajar fuera de casa y mis hijos tienen que ir a la guarde, me es muy difícil. Allí, en la guarde, me aseguro que comen algo que no sea pecho, pero luego en casa solo les doy de comer fruta (con blw) porque la cena es teta también…con lo cual es un círculo vicioso: no me gusta cocinar, no tengo tiempo para cocinar con lo cual no les preparo nada de comer, pero me gustaría que fuera todo al revés para ofrecerles el Blw. A todo esto se le suma que en la guarde no hacen blw y cuando lo dejo con mi madre o mi suegra se niegan porque les da pánico cuando se atragantan… En fin el cuento de querer y no poder 🙁

  3. El BMW para mí fue un gran descubrimiento. Yo también creo que ahorra tiempo, aunque tengas que limpiar más. Mi hijo de 22 meses come todo él solo, así que comemos toda la familia a la vez.

  4. Creo que la gente que opina que es para padres que no trabajan es o bien porque no se atreven a probarlo o bien, como comenta alguien, que no les gusta cocinar y les resulta difícil y prefieren pures, potitos y papillas.
    Coincido contigo, a mí me ha ahorrado tiempo, comemos todos los mismo y a la misma vez. Mi hijo come solo en los restaurantes desde antes de tener un año, la gente alucina y yo no pensaba que fuera algo tan raro.
    Además en el cole también comen comida sin triturar y cada uno desarrolla su autonomía.
    Lo recomiendo al 100%

  5. gracias por tu post. Mi caso es el de tantas familias que tienen que dejar al bebé en la escuela infantil y allí, les dan puré.
    En casa tratamos de hacer el blw y es verdad que vamos más lentos que si lo hiciéramos en exclusiva, pero veo progresos.
    He leído en muchos otros post que ni de broma intentes el mixto, que eso no existe y, desmoraliza, la verdad.
    Abrazos

Deja un comentario